Invertir en oro con CFDs II

Ya conocen la facilidad que proporciona invertir a través de CFDs en activos tan diferentes como las materias primas o los índices bursátiles. Para el inversor minorista, los contratos por diferencias constituyen una poderosa herramienta para tomar posiciones en el oro o en el petróleo, por decir alguno de los activos más significativos y más difíciles de comprar.

La estrategia que les proponemos en esta ocasión, es tomar posiciones en el metal precioso vía CFDs esperando un alza de su cotización en los próximos meses. A pesar de que su tendencia se ha aplanado algo en los últimos tiempos, las correcciones importantes no terminan de llegar, siendo éstas poco profundas y muy cortas en el tiempo.

A los pocos días, el precio suele recuperar posiciones rápidamente. Otro factor muy relevante que afecta a la cotización del oro es el tema geopolítico, puesto que este activo actúa en momentos de incertidumbre como valor refugio. Este aspecto parece que no va a cambiar en los próximos meses debido a los conflictos que existen en los países del norte de África, y su posible extensión a otros países que aglutinan mayores reservas energéticas en forma de yacimientos de petróleo o gas.

Si la tensión se mantiene, el precio del petróleo se mantendrá alto y el oro podría continuar representando su papel de refugio. Por tanto, tomaríamos posiciones alcistas en el mismo con un objetivo en torno a los 1600 dólares, con un stop de protección en caso de que cesiones en el precio lo llevasen a cotizar por debajo de los 1320 dólares. Mientras cotice por encima, seguiríamos pensando en una tendencia alcista del metal precioso.

ESCRIBE UN COMENTARIO